miércoles, 20 de noviembre de 2013

El despoblado de Ollaces


Texto: Miguel Suárez

En la ladera occidental del monte El Forcón (parroquia de Valsera), en un amplio rellano situado sobre la margen izquierda del río Andallón, se localiza el conocido como despoblado de Ollaces (también lo encontramos escrito como Oyaces) o, para algunos vecinos, las casas de Ollaces. A esta zona se le atribuye la existencia de un asentamiento medieval del que se nos ha llegado muy poca información.


Zona en la que se localiza el despoblado de Ollaces

A simple vista, no se observa ningún resto que pudiera indicarnos la presencia de estructuras o edificaciones, si bien, el aprovechamiento agrícola del terreno podría haber sepultado o removido dichas estructuras.

Con respecto a la documentación, hasta el momento sólo encontramos dos referencias explícitas al posible asentamiento, que vendrían a confirmar su existencia. La primera data de finales del siglo XI (1097). Se trata de una donación de Pedro Éctaz en favor de sus hijas María y Marina, que posteriormente pasaría a ser propiedad de la catedral de Oviedo. En el documento aparecen, entre otras informaciones, las siguientes:

[…] Item de alias uillas quos habeo de auolorum uel parentum meorum uel de adquisitione mea, idem uilla de Oliazes cum aquisitiones et prestationes suas, et uilla in Premonio nominata Uilla noua et alia quod dicunt Ualle [] Omnes as uillas cum aiacentiis et prestationibus suis ut si fuerint filias meas Maria et Marina uiuentes et perseuerantes in bonum et ad coniugium legitimum peruenerint et filios exinde genuerint, possideant ipsas uillas; et si in peccatis ceciderint et ad coniugium legitimum non peruenerint uel in uita sancta perseuerare noluerint aut si mors repentina illis uenerit, omnia super taxata tam uillas quam etiam et hereditates cum omnia sua prestantia, in iure ecclesie supradicte Sancti Saluatoris Ouetense sedis sint concesas et confirmatas pro remedio anime mee et de parentorum meorum et de mea criatione illos quos ego ingenuare sint liberi, illos alios in iure ecclesie sancte supradicte et de ipso herede meo Petro presbiter remaneant […] (García Larragueta, 1962: 206-308. Cit. por San Pedro Veledo, 2009).

El segundo documento data del siglo XIV y está fechado en 1314. En este caso, se referencia cómo María Pérez vendía al capellán de Valsera algunas heredades situadas en Rañeces, Escamplero y en la propia villa de Ollaces:

[…] todos quantos heredamientos e techos e lantados yo he e aver devo en Ranneces, e en Escanprero e en Ollazes e en sos terminos, que son ennas Regueras enna feligresía de Santa María de Valssera (Fernández Conde, Torrente y de la Noval, 1978: 400-401).

En verdad, aún no conocemos la entidad del poblamiento ni las causas que pudieron provocar su desaparición. Tampoco sabemos qué se esconde bajo la superficie del terreno, que siempre suele deparar gratas sorpresas para quienes directa o indirectamente nos dedicamos a esto. Pero lo que sí está claro es que en el lugar donde se proyecta la explotación de una (otra) cantera, se encuentra un fragmento de nuestra historia, un elemento patrimonial que, como todos, es único e irrepetible. Es indiscutible que la villa de Ollaces existió, y que en algún momento se despobló y desapareció por causas que aún están por desvelar. No dejemos que una parte de la historia a descubrir, se convierta en un vestigio inexistente a recordar.


Referencias bibliográficas:
FERNÁNDEZ CONDE, F. J.; TORRENTE, I. y de la NOVAL, G. (1978): El Monasterio de San Pelayo de Oviedo: Historia y fuentes, Iª Colección diplomática 996-1325, Oviedo: Monasterio de San Pelayo, 1978.
GARCÍA LARRAGUETA, S. (1962): Colección de documentos de la Catedral de Oviedo, Oviedo: IDEA, 1962.

SAN PEDRO VELEDO, Mª B. (2009): Orígenes y desarrollo del poblamiento medieval en la cuenca media baja del río Nora hasta el siglo XIII, Tesis doctoral: Universidad de Oviedo.

Licencia Creative Commons



Este artículo se encuentra bajo una Licencia Creative Commons Atribución-NoComercial-SinDerivadas 3.0 Unported.

2 comentarios:

  1. A buen seguro que el despoblado de Ollaces tiene un interes cultural innegable.Le daremos un interes añadido por su ubicacion que no es otra que El Forcon.Lo que me resulta curioso es que desde su web,L'Ayalga,en unos momentos como los que se estan viviendo en Las Regueras,se refieran unicamente a El Forcon para hacer mencion de dicho asentamiento.Si realmente son una asociacion para la conservacion del patrimonio cultural,como dicen ser,deberian saber que en estos momentos El Forcon es nombrado en las Regueras, con unos propositos muy alejados de la conservacion de dicho patrimonio cultural en el concejo.Puesto que el Expediente del Forcon,con un permiso concedido por la Consejeria de Economia y Empleo, a la empresa Hormigones del Sella, lo que pretende es establecerse en una parte del territorio del concejo de Las Regueras que esta afectado por patrimonio cultural,arqueologico,faunistico y floral,tambien logicamente por bienes particulares, como fincas y viviendas y arrasar con todo ello a traves de una explotacion de cantera.Si no son conocedores de ello, desde su asociacion,es que poco interes manifiestan al respecto y si son conocedores,esto seria mas grave aun,porque no les hemos visto ni presentar alegaciones ,ni oponerse de alguna forma efectiva para paralizar el proyecto mas de devastador de los realizados en este concejo.Si realmente estan interesados a conservar dicho patrimonio,tienen una oportunidad unica de hacerlo sumandose a las movilizaciones y acciones que el pueblo de Las Regueras esta realizando en estos momentos.
    Un saludo.
    Juan Bayon

    ResponderEliminar
  2. Está claro que el señor Bayon no ha leido el texto entero, a lo mejor cegado por el interés de la crítica por la crítica (sus motivos tendrá...). Lea el último párrafo y verá que la asociación no es ajena al despropósito de querer implantar una cantera en la zona. De todas maneras, me parece (que me corrijan si me equivoco) que la intención era informar de la presencia de ese asentamiento. Yo no tenía constancia de el, y ahora sí. Así que creo que cumple su propósito.

    ResponderEliminar